Biografía y Obras de la Autora Nellie Campobello

Nelle  Campobello fue una poeta escritora y coreógrafa  de origen mexicano. Su gran labor como escritora fue la de  tener la oportunidad de narrar  la Revolución Mexicana. Te invitamos a conocer más sobre su Biografía y obra.

Biografía de Nellie Campobello

Infancia y familia

Su nombre completo es Francisca Ernestina Moya Luna, mejor conocida como la famosa Nellie Campobello, nació en Villa Ocampo, en el estado de Durango el  7 de noviembre de 1900 y su fallecimiento fue en Progreso de Obregón, en el estado de Hidalgo el 9 de julio de 1986. Su madre fue  Rafaela Luna y su Padre  Felipe de Jesús Moya Luna, se comenta que ella fue fruto de una relación endogámica ya que su madre Rafaela que era Tía de Felipe tuvo seis hijos, -quizás esa fue la razón, el porqué del escamoteo de la información  de su pasado- y  en la batalla de Ojinaga, su padre fue asesinado combatiendo el 11 de enero de 1914.

La niñez de Nellie y sus familiares se va a desarrollar en un principio en  Villa Ocampo, a continuación en Hidalgo del Parral, en el estado de Chihuahua, que luego serían escenarios de sus maravillosas obras, tales como: Las manos de Mamá,  Cartucho  y Apuntes sobre la vida militar de Francisco Villa. Su madre Rafaela Luna, muere y tras de ello su  familia se muda completa  a la Ciudad de México finalizando el año 1923.  Comienza así a desarrollarse  Nellie Campobello, va a encontrar la danza en esa ciudad  y es  allí donde su prolífica carrera florecerá.

La historia acerca de su nombre es también algo confuso: Nellie, Francisca,  o Ernestina Campobello, María Francisca Luna, Francisca Moya Luna… Campobello se estima que  es un seudónimo. Pero particularmente a Nellie le encantaba que la  llámense  La Centaura del Norte debido a su gran  devoción por Pancho Villa.  Se cree que una de sus hermanas, -Gloria  o Soledad-, esta última que nació en 1911 de la relación de la madre  Rafaela con un hombre de origen  bostoniano y llamado  Stephen Campbell -de allí el seudónimo-, Nellie se  encargó de ella tras el fallecimiento de su madre.

Otro leyenda sobre ella es acerca de la formación de Nellie en la niñez, al parecer fue nula, sin embargo, sus historiadores dicen que  hay registro de su paso por donde concurrió al “Colegio Inglés de la Colonia Rosales”,  escuela Inglesa de Chihuahua,  donde, a lo 18 años, destacó en danza.

Llegado el año 1923 y durante la década revolucionaria en México, partieron ambas hermanas a la ciudad de México,  lo que si se ha reconocido es que sí fue autodidacta y a través de su  creación literaria y sus impulsos para la narración los obtuvo de su infancia y  mediante su madre que, sin tener inclinación hacia la milicia, acompañó a los soldados en la revuelta.

Coreógrafa y bailarina

Nelle  Campobello  junto con su hermana Gloria a partir de 1923 inicia su carrera como bailarina , en la Ciudad de México. Fue alumna de las destacadas maestras de la danza como;  hermanas Adela, Amelia y Linda Costa, Lettie Carroll, Carmen Galé, Madame Stanislava Potapovich y de Carol Adamchevsky.

El presidente Lázaro Cárdenas para la celebración del inicio de la Revolución Mexicana, la comisiona para  la presentación de una coreografía que abarque representar el movimiento armado y sus triunfos posteriores, tales como; la educación pública, la paz, entre otros. Para cuando llega noviembre de 1931, Nelle Campobello exhibió el Ballet de Masas 30-30 en el Estadio Nacional,

Durante la realización de este montaje se presentaron una gran cantidad de discípulos de la Escuela Plástica Dinámica  que  en la actualidad es hoy la Escuela Nacional de Danza Nellie y Gloria Campobello, también por los niños de primaria quienes personificaban a la población, Nellie apareció vestida de rojo para representar a la Revolución. Con esta obra el ballet 30-30, subsiguientemente, partirían de gira por todo el país, como parte de sus actividades  en las Misiones Culturales.

Desde 1937 hasta 1984  es  escogida como  directora de la Escuela Nacional de Danza,

La bailarina tuvo Entre sus obras dancísticas, se cuentan:

  • Ballet 30-30.
  • La virgen de las fieras.
  • Barricada.
  • Clarín.
  • Binigüendas de plata.
  • Tierra.

Y en cuanto a Coreografías folklóricas:

  • Cinco pasos de danza o danza ritual.
  • Danza de los malinches.
  • El coconito.
  • Bailes istmeños.
  • Ballet tarahumara.
  • Danza de los concheros.
  • Con el Ballet de la Ciudad de México.
  • Fuensanta, Obertura republicana.
  • Ixtepec.
  • El sombrero de tres picos.
  • Vespertina.
  • Umbral.
  • Alameda 1900.
  • Circo Orrín.
  • La feria.
  • Entre otros.

Fundó el Ballet de la Ciudad de México,  de la mano con Martín Luis Guzmán y José Clemente Orozco, ellos  se presentaba en el Palacio de Bellas Artes con sus obras, en él asistieron artistas como Julio Castellanos, Carlos Chávez y Roberto Montenegro.

Como docente  formó a   muchas alumnas que luego incursionaron en el baile entre ellas se encuentran: Amalia Hernández, Guillermina Bravo,  Emma Ruíz,  Josefina Lavalle, Dina Torregrosa, Rosa Reyna, Martha Bracho, entre otras.

Su Hermana mayor concida en los medios artísticos como Gloria Campobello, quien bajo la conducción  de Nellie llegó a ser pensada como la primera Prima Ballerina de México.

La bailarina también fue testigo y ello le permitió  ser la narradora de la Revolución Mexicana al mismo tiempo precursora del ballet en México. Es considerada la primera narradora moderna del siglo XX mexicano por su trabajo literario.

“Nellie” era  una perrita que tenía por mascota su mamá, y Campobello de su padrastro Jesús Campbell Morton, o el Dr. Ernesto Stephen Campbell y algunos investigadores de diversas fuentes apuntan que su pseudónimo lo tomó de allí.

Obra como Escritora de Nellie Campobello

Apartando todos sus logros como bailarina es considerada la escritora de la Revolución Mexicana. Para  Nellie  Campobello Cartucho, es uno de sus grandes relatos acerca de la lucha en el norte de México, veamos que más escribió esta grandiosa mujer mexicana.

¡Yo!

Firmado como Francisca -su nombre real de nacimiento-, en 1929 logra  publicar su primer texto de poemas que se titulado ¡Yo! y fue editado por LIDAN, que para ese momento era la editorial de Gerardo Murillo –reconocido pintor mexicano conocido como el Dr. Atl-, el mismo se encuentra está conformado por cinco poemas y en su momento fueron considerados por Doris Meyer -crítica literaria de origen norteamericana– como “precursores necesarios en la formación de un espíritu de crítica social” e Irene Matthews los describe como “[…]versos cuyos ritmos son a la vez infantiles y dancísticos.

Mucha de su poesía se ´baila´ rítmicamente”. Varios  de esos poemas del libro ¡Yo!, unificados a otros escritos durante su permanencia en La Habana-Cuba como bailarinay también  fueron publicados en la “Revista de La Habana” que era una revista cubana, Nellie los tituló “Ocho poemas de mujer” y los rubricó también, con su nombre de nacimiento.

Fueron traducidos al inglés por Langston Hughes, varios de estos poemas en su antología de Dudley Pitts.

Cartucho

Financiada en su totalidad  por Germán List Arzubide, en 1931, se publica en Veracruz-Xalapa, la  obra más conocida Nellie  Campobello Cartucho, que eran  crónicas de la lucha en el norte de México durante la Revolución Mexicana.

En discursos de la oportuna autora, el motivo de la obra, es la de “vengar una injuria”; finalizado el movimiento armado y la apertura de la institucionalización de la Revolución, cierto personajes revolucionarios fueron juzgados de forma  manipulado por los intereses del grupo en el poder, entre ellos el reconocido Francisco Villa, quien fuera ídolo de la infancia de Campobello. Para Francisca este deber de reivindicar a su paisano la irá prolongando  en su obra “Apuntes”, que es  acerca de la vida militar de Francisco Villa.

Cartucho fue escrita por la autora  en tres grandes partes: “Hombres del norte”, “Fusilados” y “En el fuego”, contados desde el punto de vista de la niña Nellie, cada uno constituido por relatos cortos de episodios o personajes de Parral y de Villa Ocampo,  esta visión es novedosa dentro del género de la Novela de la Revolución, pues ella se halla  repleta de familiaridad por ello se dice que es una versión femenina de la Revolución; Francisca va a narrar,  detalles de la vida cotidiana, también cuenta desde sus espacios privados tales como; la mayoría de ellos niños y mujeres, desde la casa de la misma autora y de sus vecinos que vivían  en  Segunda de Rayo en Parral.

Esta obra nos muestra en una forma peculiar  la personalidad de las mujeres de todas las edades en el medio de ese ambiente guerrero, que se salió de  los estereotipos atribuidos en la época a lo femenino como fue el sentimentalismo y la irracionalidad, al contrario a través  de  protagonistas pragmáticas y aguerridas, algunas veces completamente desprotegidas, pero que tenían que  enfrentan su realidad. Al mismo tiempo a esos hombres revolucionarios bajo otra mirada: un Pacho Villa que llora, un soldado que juguetea y bromea con los más pequeños, o a uno de estos revolucionario que arrulla y canta a su  hermanita pequeña, Gloria.

Las manos de mamá

Pasados más de 5 años  publica una obra compuesta en 1937,  donde escribe varios relatos que van a giran en torno a la imagen de la madre como eje de la familia en épocas de guerra. La autora usa el estilo narrativo fragmentario en esta obra y continúa  con una de los sellos más modernos de su escritura.

La primera edición fue publicada en 1937 de Las manos de mamá, en México, bajo el auspicio de las Juventudes de Izquierda, cerca de  un tiraje de 300 ejemplares. El libro tenía  89 páginas en las que eran repartidos en dieciocho relatos.

En 1949, un poco más de una década después, hay una segunda edición de la obra, que esta vez auspiciada por la Editorial Villa Ocampo. En esta edición se hicieron algunas  modificaciones. Primero, Nellie Campell mejoró la redacción en general. Segundo, las historias “El puente” y “El mudo” se unificaron en uno solo manteniendo el título de este último, el libro se compuso sólo de diecisiete relatos de tal modo a partir de este momento.

Apuntes sobre la vida militar de Francisco Villa

A través de ​  una crónica  acerca de la carrera militar de Francisco Villa, publica en 1940 con la editorial Ediapsa, de Martín Luis Guzmán. En el Norte de México, que fue la región que Nellie creció y  conoció a la perfección, la autora crea su relato que se muestra de forma muy cercana, casi personal, más  no por eso carece de autenticidad, al igual que con son sus otras dos obras Cartucho y Las manos de mamá.

Su trabajo de  investigación se basó en documentos de archivo, no es subjetivo o de poco rigor histórico, al mismo tiempo  en testimonios de la historia narrada de algunos de Los Dorados;  José Nieto e Ismael Maynez y de Austreberta Rentería, viuda de Villa, personaje quien llegó a ser gran amiga de Campobello. Nellie en el relato, pretende reivindicar a su ídolo de la niñez, a quién consideró de “El mejor guerrillero, después de Gengis Kan”.

El ánimo de la época que ni se encontraba a favor de la revolución mexicana  y la postura del gobierno actual frente al personaje de Francisco Villa, era muy negativa, todo ello hicieron que la obra de Nellie Campobello fuese con continuidad ninguneada y tildada de imaginaria o de poca objetividad.

Ritmos indígenas de México

Transcurrido el año 1940  Nellie y Gloria Campobello, co-escriben Ritmos indígenas de México, que fue editado por la Secretaría de Educación Pública, también fue ilustrado por su hermano Mauro Rafael Moya. Un objetivo de  esta obra fue ayudar a preservar las danzas de los pueblos indígenas de México, que Nellie   llegó a conocer a profundidad durante las giras alrededor del  país en las aclamadas Misiones Culturales. La familia  Campobello intentaron mostrar una danza autóctona y realmente mexicana y podría decirse que lo lograron.

Tres poemas

nellie campobello

Estos  tres poemas fueron escritos en un lenguaje y estilo más “sofisticado” que sus anteriores; Yo, por Francisca, durante el año 1957 publica tres poemas que son  tomados de un libro que aparentemente se había perdido y que fue titulado Abra en la roca, los tres poemas eran  “Ella”, “Río florido” y “Estadios”.

Aquí se mantienen con las temáticas íntimas y cercanas  que podemos notar permean toda la obra de Campobello. En el poema de “Ella” nos escribe sobre su madre; El poema de  Río florido acerca de su tierra natal en Durango y todo lo que allí vivió y para terminar  en “Estadios”, que se trata sobre todo lo que vivió la escritora durante la época de las misiones culturales, donde realizó sus los ballets de masas, las promociones en los grandes estadios del país y su entusiasmo por la danza.

Mis libros

nellie campobello

La autora Campobello hace una revisión de sus trabajos y realiza una gran   publicación en el año  en 1960, a través de la recopilación de sus obras literarias publicadas desde sus inicios en el año  1929 hasta el momento. Esta edición es un volumen que se compone de un prólogo, donde Ellie hace un ensayo y reflexiona sobre sus obras, la época que vivió, la que vive, en fin, su propia vida, están presentes  cinco creaciones de su  poesía y narrativa: Yo, por Francisca (1929), Cartucho (1931), Las manos de mamá (1937), Abra en la roca (1957) y Apuntes sobre la vida militar de Francisco Villa (1940).

Colaboraciones en periódicos

Otras de las actividades de la escritora fue, su  colaboración  en los periódicos Últimas noticias y El Universal Gráfico,  a través de artículos de opinión acerca la vida política del país y opinión acerca de  “sucesos y noticias raras”.

Desaparición y muerte

 

Nellie  a través de su vida procuró edificar un mundo a partir de lo que atestiguó de niña, fue una mujer peculiar que construyó una historia de si misma, algunas veces con  información falsa, a medias, algunas verdades y mucha imaginación. Es posible que esta relación ambivalente con la realidad, le ayudó a generar sus grandes obras, La leyenda estuvo tan presente en su baile como en su propia vida y en su literatura  acerca  de la Revolución y sus los valores.

Las hermanas Campobello se quedaron solas cuando en  1947 llegó  el último ciclo del Ballet de la Ciudad de México, pues culminada  el apoyo del estado y ellas no querían adaptarse a la llegada del ballet contemporáneo. Nellie decidió encasillarse en su papel de maestra y directora de la Escuela Nacional de Danza. Y paralelamente ese año, se creó la danza moderna que estaba encabezada por Ana Sokolow y Waldeen y que  establecieron la Academia de la Danza Mexicana, el Ballet Nacional de México y el Ballet de la Universidad.

La gran escritora, otrora bailarina y maestra decidió  encerrarse en un caparazón cada vez más abrupta y renuente a los cambios que ocurrían en las artes y en la sociedad. Nellie estaba más sola que nunca; Gloria –su hermana- murió en 1968 a los 57 años. También sucumbieron sus hermanos Guadalupe, Jesús y Mauro y los amigos  al final ellos también se alejaron.

En los años ochenta, Nellie parece  vencida. En entrevistas se nota extraviada  en otro mundo, uno como cerca de los tiempos de la Revolución, pero no al presente. En febrero de 1983 asiste públicamente por última vez en la escuela. A esa última visita la escuela queda entonces bajo la encargo de Nieves Gurría; y Nellie bajo la pretendido atención del matrimonio formado por Claudio Fuentes y María Cristina Belmont, quienes eran una ex alumna y ex maestra de la escuela. El matrimonio  acercándose a Nellie en 1975, le habían pedido un lugar para vivir porque tenían cinco o seis hijos y le pidieron ayuda, argumentaron que no tenían donde vivir.

La pareja también estaba representando legalmente  a Nellie en sus asuntos financieros. En el año 1984, desapareció de los lugares que frecuentaban, a sus 84 años de manera súbita dejo de verse, así como su patrimonio y valiosas pinturas de Diego Rivera y de José Clemente Orozco. Llegado el año  1998, la “Comisión de Derechos Humanos del Distrito Federal” comenzó una investigación  y reveló que Nellie murió el 9 de julio de 1986 y que su cuerpo estaba enterrado en el “Cementerio Progreso de Obregón” en el estado de Hidalgo. La escritora fue privada de la libertad en sus últimos días, por Claudio Fuentes Figueroa  y su esposa María Cristina Belmont.

Resulta espantoso imaginar esos últimos años de Nellie, secuestrada sola, sin voluntad y lastimada. El móvil de esta gran daño a su persona fue su fortuna que consistía en documentos inéditos de Pancho Villa, joyas, casas,  y obras de Diego Rivera y José Clemente Orozco.

Homenaje Póstumo a Nellie Campobello

Ventajosamente, la mayoría de sus coreografías de danzas indígenas fueron rescatadas. Y sus restos fueron trasladados a su natal Durango. Nellie Campobello fue una artista invaluable para México ya que también se destacó como una escritora memorable por su valor testimonial, por su desenvoltura al contar la crueldad de la guerra; pero sobre todo fue un personaje complicado que mezcló desde su juventud la realidad con la ficción y no quiso renovarse para seguir adelante, sobre todo en la propia vida.

Al cumplire 117 años de su nacimiento Google la homenageó un doodle creado por la artista Lindsey Olivares.

nellie campobello

Le organizaron un gran homenaje póstumo en el Ciudad de México en el  Palacio de las Bellas Artes el 27 de junio de 1999 y trasladaron sus restos a su ciudad natal, Villa Ocampo, donde el gobierno estatal realizó un monumento en su honor y fue  declararada Hija Distinguida de la localidad que la vio nacer.

La escritora mexicana Sandra Frid , escribió un libro acerca Nellie Campobello: La danza de mi muerte, con la editorial Planeta. Esta narradora acaba de publicar un libro duro que aborda la historia de la escritora, bailarina y coreógrafa originaria de Durango. El libro muestra la investigación que evidentemente fue necesaria para ir recomponiendo la vida, el abandono y la muerte de la creadora Artista Nellie Campobello.

Si te pareció interesante este artículo te dejo estos enlaces puedes ver otros artículos que te pueden gustar:

Biografía y poesías  de la  autora Delmira Agustini

El silencio de los inocentes

José Agustin

(Visited 87 times, 1 visits today)

Deja un comentario