Nada de Carmen Laforet: Libro de la autora

El libro Nada de Carmen Laforet, es una obra que resultó galardonada bajo el importante premio literario “Nadal”, en 1945, recibiendo tres años después el premio Fastenrath de la Real Academia Española, que detonó el asombro en esa época gracias a la fresca edad de la autora y a la premisa que esta dio a la cultura de esa época.

NADA DE CARMEN LAFORET

Nada de Carmen Laforet, la joven escritora

La obra literaria “Nada“, es una novela básicamente existencialista en la que la autora transmite al lector la triste realidad de austeridad que se vivía en ese momento en España, como resultado de la Traumática posguerra.

La obra fue escrita bajo un nuevo término de literatura en cuanto a la actualizada prosa poética de esa época. Al momento de acabarse totalmente la etapa burguesa de España tras la Guerra Civil española, La joven Carmen Laforet, supo narrar con esta novela, las desgracias de aquella posguerra caótica dándole un sentido fresco.

Lo que permitió a la novela formar parte de las cien más afamadas obras literarias del momento, en el apogeo del siglo xx, en el idioma español.

La autora que para esa etapa de su vida, apenas contaba con veintitrés años, llamó la atención no solamente por su corta edad sino por la manera audaz en la que describió a la sociedad de esa feroz época.

Dicha obra recibió el renombre de autobiográfica, sin embargo la propia autora, sostuvo en un comunicado, bajo la Editorial Planeta en el año de 1.957, lo siguiente:

«No es, como ninguna de mis novelas, autobiográfica, aunque el relato de una chica estudiante, como yo fui en Barcelona, e incluso la circunstancia de haberla colocado viviendo en una calle de esta ciudad donde yo misma he vivido, haya planteado esta cuestión más de una vez».NADA DE CARMEN LAFORET

Trama de Nada: La sensación de vivencia

Adentrándonos en esta obra literaria, encontramos a nuestra figura protagónica, una hermosa joven de nombre Andrea, que luego de culminar la Guerra Civil Española, decide viajar hasta la gran ciudad de Barcelona, para comenzar su nueva vida, logrando así continuar sus estudios, alejada de un pasado sombrío.

Al llegar Andrea a la casa de su abuela, los recuerdos de su infancia comienzan a perseguirla, destrozando un poco sus sueños actuales. En ese pequeño apartamento, de la callejuela de Aribau,  vive aglomerada gran parte de su familia: su tía Angustias, su tío Román, su tío Juan, la esposa de él, Gloria y Antonia, la mujer de servicio.

Lamentablemente, el hambre y la tristeza, comienzan a deteriorar las relaciones, procurando una tensión constante y creciente en la atmósfera del lugar. El poco respeto, la mugre, el desdén de todos, hacen mella en los sentimientos de la joven.

En determinado momento de su vida, su fastidiosa y opresiva tía Angustias, decide alejarse por un tiempo, y Andrea piensa que su vida mejorará considerablemente, pero lamentablemente no ocurre de esa manera. Pero, al comenzar los estudios universitarios, conoce a una muchacha llamada Ena, la cual será una parte muy importante en la vida de Andrea, pasando a ser una de sus mejores amigas, demostrándole a Andrea, que el mundo a su alrededor no es como ella se lo piensa.

En este punto de la historia, la trama es tan realista, que llega a adentrar al lector en un mundo exorbitante de sublimes realidades y tal vez confusión. Permitiendo la autora, Carmen Laforet, que el lector consiga ampliar sus conocimientos literarios, bajo una nueva forma de prosa íntima y casi fotográfica. Donde se logra adentrarse en las callejuelas de la Barcelona del momento. Usando sus propios métodos impresionistas. y totalmente descriptivos, tanto que casi se puede sentir el momento.

Al llegar a la ciudad, Andrea observa detalladamente todo a su alrededor, dando un enfoque certero y real se su espacio. Describiendo cada fase, cada detalle a su manera, básicamente subjetiva, donde nos otorga cada una de sus emociones y sensaciones a su manera.

En el libro Nada, cada palabra o verbo describe sutilmente cada detalle, siendo muy usado el verbo “parecer”, por la autora y algunos sintagmas tales como “tener la impresión”, “tener la sensación”, etc, que según la experta en literatura, Rosa Navarro, son parte fundamental de la obra literaria. Dando repetidamente comparaciones de manera retórica, como parte de su narrativa.

Uso del espacio en la narrativa

Para la joven Andrea de apenas dieciocho años de edad, ingenua, distraída, con un entusiasmo único por la vida, decide comenzar una nueva etapa de vida en la ciudad de Barcelona, España, pero sus genuinos planes de universitaria audaz, se ven derrotados por diferentes sucesos desagradables.

Varios desengaños de lo que para ella era la vida, dan paso a una madurez precoz para ella. Andrea, comprendió que los burgueses de principio de la posguerra, eran unos conservadores franquistas, que el hambre era tan real como respirar, donde las mujeres no poseían la libertad de pensar y actuar, mucho menos de estudiar y ser alguien en la sociedad. Eran simples objetos que serían utilizados para concebir.

Para las mujeres esa época de trogloditas, era obedecer y yam debían mantener el luto tras el fallecimiento de familiares y deprimirse y suicidarse era considerado en la sociedad un hecho verdaderamente monstruoso y detestable para una persona cristiana.

Para Andrea, la dualidad de su vida era constantemente un disparate de lujo, estaba rodeada de la vida pobre y austera de su familia en el pequeño apartamento de Barcelona y la vida de entretenimiento y disparates de los jóvenes estudiantes. Lo que le permitía dejar a un lado, parte de la tristeza que vivía a diario. Parte de Nada

Punto de vista de la obra

Nuestra obra literaria, se encuentra narrada por Andrea en primera persona, a través de un futuro, al mismo tiempo que va recordando cada una de sus vivencias en la ciudad de Barcelona.

Imaginen a una protagonista madura, mayor, describiendo cada parte de su vida, en aquella época.  Recordando que logró arrebatarle algo a la calle de Aribau, al apartamento de su abuela y a cada miembro de su familia.

Nos damos cuenta de esta narrativa futurista, al leer el comentario de la propia Andrea: «al menos, así creía entonces…» Siendo en parte una gran diferencia entre la protagonista de dieciocho años y la Andrea más madura.

La autora refleja su añoranza a través de Andrea. Dando a conocer su tristeza, al pasar por tanta incertidumbre tras la Guerra Civil de España.

Carmen Laforet, se colocó en la literatura en un puesto de existencialismo, luego de la posguerra española, gracias a esta obra literaria. Podemos entender todos esos sentimientos en la versión para el cine.

Carmen Laforet: la biografía de la escritora grafofóbica

Nada… Este fue el título de la primera obra literaria de Carmen Laforet, una novela que salió de la Nada y sin pensarlo, sería el comienzo de lo que enrumbaría su vida por un trayecto que no lograría comprender. Debido a esta novela, la vida de la joven autora, no volvería a ser la misma… ya Nada, sería como al comienzo.

Seis años atrás, Carmen Laforet, apenas contaba con diecisiete años, una joven ingenua y emocionalmente activa, que comenzaba a llevar su propia vida.

La primera de siete hermanos, la consentida de sus padre. Un respetable arquitecto que le enseñaría la importancia de los deportes a su pequeña hija y le inculcaría su pasión por las letras.

Sin embargo el idilio de su apacible hogar, se vería derrocado tras fallecer su madre en Gran Canaria. Su padre ya no sería el mismo por un tiempo.

Luego logró casarse de nuevo, pero Carmen, no estaba muy contenta al respecto. Fue en ese preciso instante, en el que Carmen, decide mudarse de las islas y abandonar a su padre, para dirigirse a la casa de sus abuelos en Barcelona, España. Donde creyó que encontraría la felicidad que había perdido tras la muerte de su madre.

Nuestra autora Carmen Laforet, se gradúa en la facultad de Filosofía y Letras. Tras convalecer a un amor no correspondido, decide retirarse hasta Madrid a comenzar los estudios de Derecho. Con veintiún años decide retirarse de la carrera.

Es en ese momento cuando Carmen Laforet, decide comenzar a adentrarse en la escritura, para más tarde darse cuenta de sus habilidades las cuales la conducirán a la fama. Edita y publica su primera novela, “Nada”, que le dejará dos premios en su haber.

Durante el año de 1.946, contrae matrimonio con el editor, crítico y periodista, Manuel Cerezales, con el que traerá al mundo cinco hijos. Cuando creía que su adolescencia quedaba en el pasado, su matrimonio colapsa. Su esposo, la obliga a firmar un contrato, para que no pueda escribir nada sobre su vida de casada.

Tras cuarenta años de vivir de su novela Nada, fallece en la ciudad de Madrid, el veintiocho de febrero del 2.004 a sus ochenta y dos años de vida. Si le pareció interesante este post, podrá leer sobre otros en los siguientes enlaces:

(Visited 772 times, 1 visits today)

Deja un comentario